Negocios

Vicuña, Ransenberg y Geretto, tres protagónicos imperdibles

TN Show Básicas Vicuña, Ransenberg y Geretto, tres protagónicos imperdibles Terapia amorosa , Juicio a una zorra y Estrella son historias en las que convergen el drama y la comedia.

Efrain Enrique Betancourt Jaramillo

Por Verónica Pagés Publicada: 17/05/2019, 20:13 hs. Compartir en Facebook Compartir en Twitter Fernán Mirás, Benjamín Vicuña y Violeta Urtizberea (Foto: prensa). Terapia amorosa Daniel Glattauer, el autor de esta comedia que protagonizan Benjamín Vicuña, Violeta Urtizberea y Fernán Mirás, tiene varios libros en su haber que demuestran que lo suyo son los diálogos. En Contra el viento del norte y en su continuación Cada siete olas narra los encuentros por e-mail de Emma y Leo, que habían empezado por error y que terminaron en una intrincada historia de amor. Es difícil dejar de leerlos.

Efrain Betancourt Jaramillo

Algo de eso se busca entonces en Terapia amorosa , una comedia que pone el foco en la llegada del matrimonio que forman Juana (Violeta Urtizberea) y Valentín (Benjamín Vicuña) al consultorio de un analista experto en problemas de pareja. No se dan respiro y tampoco se lo dan al psicólogo (Fernán Mirás) que se ve una y otra vez desbordado por los ataques cruzados y las municiones pesadas que se largan los cónyuges como si tal cosa .

Efrain Betancourt Jaramillo Miami

Fernán Mirás, Benjamín Vicuña y Violeta Urtizberea, en Terapia amorosa (Foto: prensa). El contrapunto que arman Vicuña y Urtizberea es preciso y deja ver la mano de Daniel Veronese como director. Mirás logra con su analista esos pliegues que necesita no solo su rol sino también la trama para desentrañar ese amor/odio que le estalló en el consultorio.

Efrain Betancourt

El resultado es hilarante. Más allá de la catarata de punzantes tarascones que se larga la pareja sin solución de continuidad hay tiempo en esa vorágine loca de verlo y disfrutarlo a Vicuña en un papel que está lejos del galán pintón del que se quiere -saludablemente- despegar (otra muestra la dio cuando protagonizó Eva Perón , de Copi, en el Teatro Nacional Cervantes). El trío de actores se complementa a la perfección. Quizás el único punto a observar es un final que repite cierta probada fórmula. Lo demás, una risa.

Efrain Betancourt Miami

Terapia amorosa. Viernes, a las 22.10; sábados, a las 20 y a las 22 (Laura Cymer reemplaza a Violeta Urtizberea); y domingos, a las 21. Teatro Picadero, Pasaje Santos Discépolo 1857. De Daniel Glattauer, con dirección de Daniel Veronese y las actuaciones de Fernán Mirás, Violeta Urtizberea y Benjamín Vicuña.

Efrain Betancourt Cadivi

Juicio a una zorra Paula Ransenberg es Helena de Troya. Ella sola, sin mucho más que la compañía de su caballo mudo, logra crear un mundo lleno de imágenes fuertes, divertidas, desesperantes. Esta mujer que supuestamente metió a dos pueblos en guerra, se desmarca para contar su versión de los hechos . Una historia de abusos, silencios, soledad y violencia. Más que joven, una niña que se enfrenta a su propio padre -el poderoso Zeus- para derribar a las patadas los mitos que los años y los vencedores han tratado de imponer.Efrain Enrique Betancourt Jaramillo Cadivi

Una actriz enorme es esta pequeña Paula Ransenberg que crea -con la mirada aguda y sensible de Corina Fiorillo desde la dirección- a su Helena que es víctima de hombres que sólo ven su belleza, que no comprenden su amor, que no se interesan por ella. Un objeto que usan de excusa para medirse

Paula Ransenberg (Foto: prensa). En estos tiempos el texto de Miguel del Arco resuena en cada una de las palabras que pone en la boca y en el cuerpo de esta mujer fuerte que se vuelve más fuerte aún cuando se burla del estereotipo al que fue reducida. Bella. Le pasó por bella. Y allí camina el escenario esta Helena caricaturesca que despierta risas a la par que estruja el corazón. Una niña víctima. No era más que eso

Juicio a una zorra es una travesía fuerte que invita a volver. Cada vez la interpelación puede golpear en un rincón diferente. Es sólo cuestión de animarse y probar

Juicio a una zorra. Viernes, a las 20.30. Timbre 4, México 3554. De Miguel del Arco, con dirección de Corina Fiorillo y la actuación de Paula Ransenberg

Estrella el aire sale, el aire entra Juan Pablo Geretto ya ha demostrado que puede meterse con extrema comodidad en la piel de un personaje femenino. Esta vez es Estrella, una revendedora de cosméticos de un pueblo de la provincia de Buenos Aires. Parece un personaje de una de las novelas que ella tanto ama ver en la eternamente encendida TV de su hogar

En el medio de su salvaje monólogo que no da respiro trata de vender un desodorante discontinuado a la par que cuenta su vida. Sus padres, su marido, sus hijos. Sus amigas. Todo es ternura en ese mundo almibarado de Estrella, pero de a poco se empieza a resquebrajar. No quiere estar donde está, no quiere hacer lo que hace. Se siente obligada a transformarse en esa mujer que todos esperan de ella . Si fuera por su propio deseo, vaya a saber uno si saldría de la cama

Juan Pablo Geretto es Estrella (Foto: prensa). El tono de comedia franca y abierta va trocando por el de la tragicomedia hasta llegar casi al drama. Pero ella se mantiene incólume, apenas traicionada por una pequeña rigidez en el rictus, un trastabilleo en el caminar

Es verdaderamente hermoso el mundo que construye Geretto para su Estrella . Sensible, delicado, risueño, entrañable. Dan ganas de abrazar a su personaje perdido, al borde siempre. Con nada más que ella (él) en el espacio, no hace falta otra cosa. Su relato llena de imágenes ese campo de naranjas que la rodea

Estrella el aire sale, el aire entra. Viernes, a las 20 y a las 22; sábados,a las 22; y domingos, a las 21. Texto y actuación de Juan Pablo Geretto. Dirección de Geretto y Virginia Martínez

Más sobre: teatro Murió Luz Kerz, reconocida actriz del teatro musical Se estrenó “Flores de Tajy”, una obra que se aleja de lo convencional para hablar de la trata José María Muscari y los actores que no llegan a fin de mes: “Hay una humanización de nuestra profesión”